Entradas

Mostrando entradas de 2012

Más allá del fin del 13avo Baktún!

Imagen
Hoy es un nuevo día! Tan hermoso como muchos otros que Dios me ha regalado!
Para muchos, este día será el más oscuro del año, el fin del mundo, o en el mejor de los casos, un día catastrófico para el cual deberán estar debidamente preparados.

Hoy, de acuerdo a lo marcado en el calendario maya (no me consta, simplemente hago eco de lo que los expertos afirman), incia una nueva era. El décimo tercer Baktún o ciclo largo de 20 "katunes" (Cada katún era el equivalente a 20 años, por lo que cada Baktún eran aproximadamente 400 años), ha llegado a su fin. Nuestra hermosa Copán Ruinas está llena de turistas celebrando este acontecimiento. Imagino que para los expertos en arqueología maya, este día ha sido muy esperado y es todo un suceso!

Para mí es simplemente un día como otros, en el sentido que debo vivirlo cual si fuera mi último día! Más allá de todo este alboroto, debo tener claro que cada vez que sale el sol, se abre una nueva jornada en mi vida; estoy llamada a escribir …

Vale la pena vivir?

Imagen
Muchas veces nos hemos preguntado esto: merece la pena vivir? ¿A qué venimos al mundo? ¿Por qué seguir engendrando y estar abiertos a la vida?. Los problemas, las crisis, las enfermedades, las guerras, los dolores y sufrimientos humanos, nos mueven a dudar sobre el valor y belleza de la vida...la carne duele y se agota, aun cuando el espíritu desea salir a flote. El materialismo y el consumismo nos han convencido que sin hijos, o sin muchos hijos, las parejas serán más felices, productivas y solventes.

La experiencia indirecta (hasta este momento), me ha probado lo contrario. Porque no es solamente con dinero que se logra la felicidad plena, ni con deseos o proyectos egoistas, en donde los hijos no tienen cabida.

Cada vez que veo la expresión de una madre al ver a su criatura recién nacida, me convenzo que realmente la vida es más que presupuestos y proyecciones monetarias, más que relaciones financieras y flujos de efectivo. Lo que el mundo necesita es más amor y menos egoismo; como pe…

El poder de las palabras

Imagen
Hemos escuchado que la información es poder. Sin embargo, estoy convencida que de igual forma, o mucho más poderosas, son nuestras palabras! Bien dichas o bien puestas, las palabras abren puertas y caminos para lograr cualquier objetivo o proyecto que nos propongamos. En contraste, mal  dichas o pronunciadas, con tonos inadecuados, pueden ser la causa de situaciones desastrozas en nuestras relaciones personales.

Quién no ha sufrido por haber hablado de más, o por haber comentado algo en un momento inoportuno, u ofendido o herido a alguien, sin quererlo? La verdad es que las palabras no se las lleva el viento, sino que quedan grabadas en las mentes de nuestros interlocutores, o lectores, y son tan poderosas, que pueden cambiar sentimientos y actitudes. Esta entrada la estoy escribiendo gracias a este video que me encontré accidentalmente, y me ha hecho reflexionar sobre el poder de nuestras palabras:




Como seres humanos, andamos por el mundo, cargando nuestros problemas, pesares, alegría…

Día del padre sin papi!

Imagen
Mi mirada se perdió en el charco de sangre; el periódico a un lado, y los casquillos de bala alrededor, eran los únicos testigos de esa terrible tragedia a plena luz del día! Las once y pico de la mañana! Las once y pico, y en Las Lomas del Guijarro, en el parqueo de un edificio de oficinas! Si esto pasa en esta zona, pensé, estamos perdidos. Su cuerpo inherte ya había sido recogido y llevado al hospital público, pero pocos hombres resisten 7 balazos en su cuerpo. Murió en el camino, me contaron, era casi imposible que se salvara. Imagino sus últimos momentos, probablemente balbuceando sus ganas de vivir, de seguir luchando por su esposa e hijos. Apenas unas cuantas horas atrás le había saludado y deseado un feliz día del padre! Lo noté serio y muy callado, como pensando en algo importante. Me pregunto si habría pensado en que hoy sería su último día, o tal vez estaba muy agotado por el turno de 24 horas continuas que debía terminar. Le tocaba los lunes!


La única vez que hablamos más d…

Podemos cambiar el mundo!

Imagen
En estos días de buenos y nuevos propósitos, tratemos de ser más realistas y prácticos, tratando de mejorar esas actividades o tareas cotidianas, que no hacemos bien, por falta de amor e interés. No se trata solamente de perder unas cuantas libras y ganar más dinero, se trata de cambiar para impactar en la vida de otros y nuestra sociedad.

Recordemos que podemos cambiar el mundo, si

1. Somos sinceros con nosotros mismos y los demás
2. Todos los días, llegamos puntualmente al trabajo
3. Hacemos bien a cambio de mal
4. Respetamos y amamos a nuestro prójimo
5. Generamos menos basura y reciclamos más
6. Nos ejercitamos, no necesariamente para fomentar nuestro ego
7. Reimos más seguido
8. Regalamos más abrazos y besos
9. Sabemos escuchar
10. Buscamos a Dios y los hacemos parte de nuestra vida!

Para ser sincera, éstos son algunos de mis pequeños propósitos.
Feliz 2012!! Animos que no estamos solos!


Fotografía de Irina Orellana
Los tennis de Dina Alonso e Irina Orellana en "La Calle de los Sueños&quo…

¡Año nuevo!

Imagen
Es tarde ya y no deseo irme a la cama sin escribir mi primera entrada del año. Obviamente tengo que dar gracias a Dios por permitirme iniciar este 2012, que no será nada fácil. Si pongo los pies sobre la tierra, Honduras no es un país en donde el espíritu optimista brota a flor de piel. Sin embargo, confio en que Dios pondrá los medios y las personas necesarias, para que mi trabajo y esfuerzos, se vean traducidos en resultados y metas alcanzadas.
Las resoluciones de año nuevo, todavía no las escribo a pesar de que han rondado mi cabeza en las últimas dos semanas. Desde hace algunos años las escribo para poder trabajar en función de las mismas; no olvidarlas es crucial, así como tener siempre presente que los pequeños avances serán la gasolina para mi entusiasmo.
Hoy hubiera estado de cumpleaños mi papá! Lo extraño mucho pero ahora comprendo más claramente, que la vida que tengo, es gracias a los años que Dios nos lo prestó. Ya no pienso en los "si hubiera"; ya no reclamo nada,…